Translate

29 de diciembre de 2016

Progresismo y Progresexismo

La violencia de género, no entiende de sexos, sino de personas

A la hora de coger la pluma, y abordar el lamentable y triste asunto de la violencia de género, uno no puede evitar, que su letra cambie de forma, se torne redondeada, y se asemeje a la de una mujer. Razón de más, si esta lleva como seña de identidad, un nombre femenino.

Soy hombre y soy mujer, cuando cualquier integrante perteneciente a este sexo, es intimidada o agredida física o verbalmente. Me imagino el tiempo, y el esfuerzo necesario, que una debe invertir, desde que decide ponerse en pie, hasta que vuelve a confiar en otro compañero. Y el rechazo que debe dar, el mero hecho de mirar el estuche de pinturas que un día utilizaste, para seducir a aquel hombre, que meses atrás, parecía amarte.

Entiendo que desde aquel maldito y trágico día, el concepto que entonces tenías de la vida, se vio alterado. Que ahora el hombre (mejor dicho los hombres), son tus más leales enemigos. Y me atrevo a pensar, mi querida amiga, que terminaste de venirte abajo, en el momento en el que escuchaste a tu corazón decirte que nunca más serías capaz de volver a amar a un hombre. Te entiendo yo, y te entiende la mayoría de hombres íntegros y de bien que te animan desde su silencio doloroso, y te animan a seguir adelante, en estos momentos críticos que atraviesas. Porque precisamente ahora te lo mereces más que nadie.

Soy (somos) conscientes de la degradante imagen que los medios y algunas instituciones están creando del sexo masculino, cuando sus políticas, sus spots, y sus medidas van dirigidas de una forma exclusiva al maltrato femenino, excluyendo, y dejando indefensos, a la mayoría de hombres de bien, ante casos flagrantes de violencia de género.
Me alegro (nos alegramos), que haya habido, y aún existan hombres de bien, que justifiquen la repugnancia que el sexo masculino siente en general, ante los casos de violencia de género y que han pagado incluso con su vida, como es el caso del profesor Jesús Neira Rodríguez, las manifestaciones y actuaciones de Alejandro Sanz, y la de otros muchos hombres, que de forma anónima, han denunciado y continúan denunciando por su cuenta, casos de violencia de género.

Soy hombre y siento como hombre, una gran tristeza y una impotencia injusta. Y una vergüenza ajena, que ni yo, ni la inmensa mayoría de hombres de bien, nos merecemos. Estoy seguro, y me atrevo a afirmar, que la práctica totalidad de los hombres, condenaría cualquier agresión del tipo que fuera a una mujer. Siento (sentimos) enormemente que no dispongas de esos datos, para que por ti misma salieses de dudas. Por este motivo, me sorprende que las Administraciones, no hagan encuestas, que midan el concepto y la estima de un sexo, con respecto al otro.

Soy hombre, y de la misma forma me siento (nos sentimos) indignados por la escasa (más bien nula) repercusión mediática, que tienen los casos de maltrato físico y psicológico, que sufren los hombres por parte de sus parejas. Porque la violencia de género, como su nombre indica es cosa de todos los sexos. Los resultados de estas políticas progresexistas, causan como resultado una falsa imagen en la ciudadanía. El silencio cómplice y clamoroso de los medios, dan a entender que el único que maltrata en la sociedad, es el hombre. Muchos hombres nos preguntamos por qué no salen estos casos en los medios.

Me alivia (nos alivia), que mujeres con mayúscula, como la escritora Rosa Montero, o la presentadora Paz Padilla, hayan reconocido en un gesto público de objetividad que las honra, bien por medio de sus obras o de sus programas, la interposición de denuncias falsas, por parte de algunas mujeres a sus parejas, en materia de violencia de género.
Me siento (nos sentimos) tristes, porque da la impresión que el teléfono 016, está destinado (al menos esa es la impresión que da), solo para recibir denuncias por parte de mujeres maltratadas, y no de hombres, homosexuales, o transexuales. Que en sus spots aparezcan imágenes de mujeres, y no de hombres, ni de parejas. Y que los hombres no estemos incluidos de forma textual y equitativa, en los folletos de maltrato sexista, que las Administraciones distribuyen.
Echo (echamos) en falta en ese caso un teléfono y un servicio más plural, igualitario, o un servicio 017, para casos de maltrato físico y psicológico, para los demás colectivos. Me duele (nos duele), que cuando se detecta un caso de violencia de género por parte de un hombre, no se informe de las causas que lo han originado.

Soy hombre y siento como persona, por eso condeno (condenamos), cualquier clase de agresión a cualquier mujer, hombre o ser vivo. Porque también se sufre cuando no se trata en profundidad, un tema que requiere la implicación de todos. Me preocupa (nos preocupa), que estas políticas creen un efecto pernicioso para el mismo sistema, como es la criminalización de un sexo, con respecto a otro. Que no se sepa trasladar el mensaje a los ciudadanos de que la violencia de género no es un tema de unos contra otros, sino de todos (unidos), contra esta lacra. Que estas políticas creen desconfianza entre los dos sexos. Que estas medidas, sigan alterando los estereotipos sexuales de la sociedad.

Echo(echamos) en falta además de spots, y folletos más plurales, programas de televisión que fomenten e incentiven las relaciones emocionales entre los distintos sexos. Es necesario escuchar a las parejas de antes, y redescubrirnos de nuevo. Abordar este tema como un asunto de Estado, que pueda incentivar la baja natalidad de la población española, y que mejore la calidad de las relaciones de la pareja, contribuyendo de esta forma a que sean más longevas y enriquecedoras. Reforzar los casos en los cuales ha habido denuncias previas al maltrato, y establecer protocolos más seguros. Establecer políticas de reinserción urgentes en fase inicial, con profesionales sanitarios, en los casos en los que la justicia determine, antes de que la agresión física se materialice.

Soy hombre, y soy persona, y echo en falta la implicación de ambos sexos, en los casos de maltrato relativos al sexo contrario, de la misma forma que cuando se denuncia un caso de maltrato animal, se realiza, independientemente del sexo que es agredido. Considero injusto y progresexista a un Estado que penaliza de manera exclusiva, el maltrato psicológico de un sexo con respecto a otro, porque cuando “Una mujer insulta a un hombre es falta, y cuando un hombre insulta a una mujer, es un delito” (Antonio Escohotado), El Cultural (El Mundo, 25/11/16 a 01/12/16). Es necesario establecer un nuevo modelo menos discriminatorio, en el cual se informe por igual a los dos sexos de los mismos derechos, y de las mismas obligaciones. Solo de esta forma se podrán interponer denuncias ante el maltrato físico y psicólogico, por parte de los dos sexos, antes de lamentar más pérdidas de vidas humanas.

En vista de lo que antecede, conviene establecer las diferencias necesarias y oportunas, entre los conceptos de progresismo, y progresexismo. El progresismo siempre se ha caracterizado por establecer leyes igualitarias para ambos sexos, y el progresexismo por el contrario, excluye y criminaliza de una forma anticonstitucional, a una de las partes. El progresismo es multidireccional, y trata todos los sexos, y el progresexismo es unidireccional, al considerar solo los casos de un sexo con respecto a otro.

Para corregir la desigualdad existente, no se puede utilizar la indiferencia con el otro sexo. Eso es discriminación. Y esos son dos conceptos incompatibles. Así es imposible tratar a los dos sexos y hacer progresismo. Nos quedamos en el progresexismo. Un animalista es hoy en día más progresista que un progresexista, que solo denuncia maltratos de un solo sexo. No se puede, por lo tanto seguir confundiendo la violencia de género (en general), con el maltrato sexista (en particular), porque eso supondría seguir engañándonos a nosotros mismos.

José Luis Meléndez. Madrid, 28 de diciembre del 2016
Fuente de la imagenen: Flickr.com

27 de diciembre de 2016

Amar

Qué es amar, sino la capacidad de morir para seguir viviendo

Parece ser que en el proceso del amor, es necesario "morir" (sin llegar a matarnos), y renunciar a una parte de nosotros, para de esta forma, poder entregárselo en su pura esencia, al ser amado. Morir, para dar y sentir a su vez, una nueva vida. Ese sea quizás, uno de los sentidos, de la magia y de la alquimia del amor: la capacidad de morir para seguir viviendo.


José Luis Meléndez. Madrid, 27 de diciembre del 2016
Fuente de la imagen: Flickr.com

22 de diciembre de 2016

Tu Navidad, mi normalidad

Tu Navidad, no es mi normalidad

Este año voy a adelantarme, para evitar males mayores. Las fechas que se avecinan, tienen sus efectos secundarios, y a cada uno de nosotros, nos afectan de una determinada manera. A mí, sinceramente, me pone un tanto irascible la superficialidad, los excesos, y la hipocresía, con la que algunos inundan de nostalgia, estos largos días de invierno. Así que he tomado la determinación, que aquellos que me feliciten su navidad, serán correspondidos y felicitados en tono jocoso (tu Navidad, no es mi normalidad, así que no hace falta que me felicites). Todo desde mi ecuánime e impertérrito estado de normalidad.

Y siempre, eso sí, teniendo presente, que no es bueno perder las formas. Un acto simultáneo, con sonrisa instantánea incorporada, que a su vez compartiré, compadeciéndome (algo especialmente importante en estas fechas), como consecuencia de los lamentables y preocupantes estados de estupidez transitoria de los afectados. El objetivo no es otro que animarles, y apoyarles todo lo que se pueda, en sus recaídas anímicas, afectivas, etílicas, emocionales, digestivas, consumistas, y espirituales, propias de estas "fiestas" tan alegres, y de efectos tan contradictorios y beneficiosos para todos.

Esto,¿se animan...?

José Luis Meléndez. Madrid, 22 de diciembre del 2016
Fuente de la imagen: Flickr.com

19 de diciembre de 2016

Monarquías offshore


Da la impresión que las gestoras y los partidos, funcionan como monarquías offshore, al margen de la voluntad de los ciudadanos

Las carreteras de doble sentido, son muy peligrosas, porque causan víctimas mortales. En el Psoe lo saben muy bien. El miedo a unas primarias, con más de un candidato, ha provocado que una amplia y destacada representación de barones, y algún que otro expresidente, se hayan pronunciado, antes que los afiliados, a favor de una candidatura, como la de Susana Díaz. El temor a la democracia, y el debate interno, en una organización que se autoproclama progresista, no es un síntoma de buena salud, ni una muestra de coherencia, ni un ejemplo de participación, hacia los afiliados que esperan, aun por parte de la gestora, la convocatoria de unas primarias, y de un congreso.

Entretanto, la intención de voto de los socialistas, se sigue desplomando a mayor velocidad que la de cualquier otra formación, como así lo confirman los últimos sondeos llevados a cabo por distintos medios de comunicación. La neutralidad de la gestora, queda por lo tanto en entredicho, ya que por un lado recomienda al sector crítico, integrado por los afines a Sánchez, tiempo, y calma, y por el contrario, otorga a los barones, la potestad de hacer cuántas declaraciones deseen, sin ningún límite de tiempo, de espacio, ni de velocidad, a la hora de favorecer la candidatura de la Presidenta andaluza.

Todo esto no sería grave, paradójico y surrealista, si la baronesa hubiese manifestado de antemano, su intención de presentarse como candidata a conducir el coche de "luces largas", que le dirija a La Moncloa. Una falta de motivación, que puede augurar un futuro incierto, en las filas socialistas. Justo lo contrario que Pedro Sánchez, que sin coche oficial, ha tomado su Peugeot, y ha decidido recorrer las distintas agrupaciones, para escuchar (al contrario que los barones), a las agrupaciones socialistas. Existen por lo tanto dos velocidades para la gestora: con una pretende ralentizar al sector crítico, y con la otra dar alas e impulso, a la candidatura de Susana Díaz.

Se intenta por lo tanto paralizar la candidatura de Pedro Sánchez, un hipotético acercamiento a Podemos, y se prioriza la cantidad sobre la calidad, es decir, a las agrupaciones más numerosas, en lugar de las que gozan de mayor democracia interna, antes que las bases se pronuncien. La disciplina de la gestora, parece más reservada para asuntos de voto, que para los de comportamiento desleal con las bases, y con el resto de compañeros del partido. Los barones, han empezado a coser el futuro manto de la diosa andaluza, y algunos costaleros, han empezado a cantar desde hace días, las primeras saetas desde sus balcones.

No existe por lo tanto ninguna buena nueva para los progresistas españoles. Porque en Podemos, aunque se consolidan como segunda fuerza, y siguen con su tendencia al alza, con los votos del Psoe, las aguas, formadas por las tres corrientes ideológicas, siguen más que revueltas. A las desavenencias entre Pablistas y Errejonistas, se ha sumado el sector anti capitalista. El señor Iglesias, después de sus continuos enfrentamientos públicos durante meses, ha lanzado, no se sabe si ante las inminentes fiestas navideñas, o tal vez ante la próxima asamblea de su partido, un mensaje de unidad, y de amor fraterno: "todos para uno, y uno para todos".

El Consejo General de Ciudadanos, ha aprobado por su parte este sábado, tres ponencias que se presentarán en la IV Asamblea General, que se celebrará durante los días 4 y 5 de Febrero en Madrid. En la primera ponencia, relativa a la identidad ideológica, la organización abandona su ideario de centro izquierda, y pasa a definirse como un partido progresista, liberal y constitucionalista. En la segunda ponencia, se fija como objetivo entrar a formar parte de futuros gobiernos autonómicos. Y en la tercera propuesta, actualiza sus estatutos, e incorpora sanciones que pueden llegar a la expulsión de aquellos afiliados pertenecientes a corrientes críticas, que manifiesten de manera pública discrepancias con la organización. Se trata por lo tanto de lanzar un mensaje unitario, y de amordazar las voces críticas de sectores internos como TranCsparencia, que en fechas recientes, han cuestionado, la democracia interna del partido.

Entretanto el Partido Popular continúa con su ascenso imparable, ante las crisis de liderazgo abiertas en las demás fuerzas de la oposición. El cambio de actitud y de consenso con las demás fuerzas, y las declaraciones públicas, con tonos más conciliadores que los de antaño, parecen estar dando sus frutos. La legislatura ha iniciado su andadura con buen pie, pero es posible, que a partir de mayo, las relaciones del gobierno, con los demás grupos puedan tensarse, ante un hipotético amago del PP, de pulsar el botón de unas nuevas elecciones. Y es que la suma de los votos de Ciudadanos con los Populares, contaría con una mayoría absoluta lo suficientemente cómoda para gobernar durante cuatro años. Un hecho al que el Psoe, no parece darle mucha importancia.

Las elecciones generales han pasado, y los distintos líderes aprovechan para distanciarse de los ciudadanos y reafirmar sus posiciones de liderazgo. Una muestra evidente de ello, es que en los principales grupos parlamentarios (excepto en el PP), se está produciendo en sus líderes, el mismo afán de auto encapsularse, con el único propósito de perpetuarse en el poder. Y lo hacen con el mismo arte, con el que un gusano de seda teje o "cose" su huevo de seda, para convertirse en mariposa.

Como consecuencia de lo anterior, se puede concluir, que el Rh, y la sangre azul de los barones, tienen la inoportuna virtud, y la suficiente potestad y legitimidad, de bautizar y de consagrar a los nuevos candidatos. Y da también la escandalosa y nauseabunda impresión, que los partidos y las gestoras, funcionan como auténticas monarquías offshore, cuando operan y deciden en "B", al margen de la voluntad de los ciudadanos.

José Luis Meléndez. Madrid, 18 de diciembre del 2016
Fuente de las imagenes: flickr.com

S.O.S.

Queridos vecinos de Hortaleza:

Me llamo Heidi. Soy una gatita de dos años. Hace unos días me perdí, al caerme de mi casa, situada en la Plaza de la Cruz Latina, al lado del mercado de Manoteras, un barrio de Madrid, situado en la zona noreste de la ciudad.

No sé como llegar a los míos, y me imagino lo mal que lo están pasando. Desearía por favor que compartiéseis esta publicación para que alguién pudiera llevarme cuánto antes con mi familia, pues como sabéis se acercan unas fiestas muy familiares, y empieza a hacer mucho frío en la calle.

Muchas gracias a todos y todas, y Felices Fiestas:


Heydi

José Luis Meléndez. Madrid, 19 de diciembre del 2016

Observaciones:

13/01/17:

Se mantienen conversaciones frecuentes con los tutores de Heydi. A fecha de hoy, se sigue sin tener noticias suyas.

17/01/17:

Estimados lectores:

Este blog, tiene el inmenso placer de comunicarles, que en el día de ayer, y después de un mes y medio de búsqueda, Heidi ha aparecido "sucia, delgada, pero sana y salva", según sus tutores.

En esta foto aparece exhausta y calentita, encima del radiador, después de los días de frío que ha debido de pasar. Según le han comunicado a su tutor, los vigilantes del recinto, Heidi se encontraba en la primera planta del interior del parking que está situado enfrente de la iglesia del barrio de Manoteras. Nunca olvidará estas navidades fuera de casa, y lejos de los suyos.

¡Enhorabuena a Heidi y a su familia!, y ¡Muchas gracias a todos por el apoyo recibido!

13 de diciembre de 2016

Confesiones

"Nunca se me pasó por la cabeza, que llegara a ocupar puestos, de tan alta responsabilidad"

Mi vida ha sido plena y satisfactoria. Y digo ha sido, porque con noventa y ocho años, mis esperanzas de vida no son muy grandes. El próximo dieciséis de enero, se celebrará el tercer aniversario de La Pluma en Ristre, y cumpliré por lo tanto, veintiún años de servicio en este blog, ya que como saben, por cada año humano, los perros cumplimos siete. Esta equivalencia está basada en los años que puede llegar a vivir un animal adulto de mi especie, en relación con un humano también de edad avanzada. Muy pocos humanos, comprenden el tremendo impacto psicológico que esto supone. Porque no se han parado a pensar lo duro que es cumplir siete años de sopetón. No obstante, esto me ha permitido ser la profesional que más tiempo lleva en este proyecto editorial.

Esto no quiere decir que el tiempo se nos haga más largo, como cabría pensar. Lo que ocurre, es que lo vivimos con más intensidad, es decir, siete veces más de lo que puede vivirlo un ser humano. Pero lo triste, no es que nuestra existencia sea siete veces más corta que la de un homo sapiens, que si lo es. Lo verdaderamente triste, es que tus propios tutores, no se den cuenta, ni sean conscientes de ello. Y que cuando lo reconocen, nosotros ya no estemos.

Nosotros, sin embargo, desde que nacemos, tenemos esa sensación innata del paso del tiempo. De ahí que nuestras muestras de afecto hacia nuestra manada, sea infinitamente más generosa, entregada y desinteresada que la que cualquier persona pueda dispensarnos. Así que se puede decir, que los animales, nos vamos con la conciencia mucho más tranquila. Porque entre otras cosas, nuestra capacidad de hacer daño, es mucho menor que la de cualquiera de nuestros miembros del grupo.

Por este motivo, y, porque no dispongo a esta edad del tiempo necesario para resumir a groso modo, lo emotiva que ha sido mi vida durante estos años, he entregado hace unos día al Consejo editorial de La Pluma en Ristre (del cual formo parte), unas publicaciones pergeñadas de mi pezuña y letra, para que si esto sucede antes de lo previsto, mi manada (amigos y familiares), y los lectores, tengan acceso a las mismas. Asimismo, he autorizado al Consejo editorial, si este lo estima oportuno, mantener mi imagen en el blog, en recuerdo de mi paso por esta redacción.

Como decía al principio, me siento muy afortunada, de mi vida personal, y de mi trayectoria profesional. Mi padre adoptivo, ha sido sin lugar a dudas, el ser más luminoso y especial que he conocido. Tanto es así, que no he echado en falta mi figura materna, porque Amanda, que es algo así como la amante espiritual que mi padre tiene en otro mundo, ha sabido estar en todo momento, a la altura de las circunstancias. La prueba de lo que digo, está en el poema que mi padre (y ella), me ha escrito, leído y dedicado. El poema más largo, que jamás ha compuesto a nadie. Así pues, me iré en su día, con la satisfacción de haber sido la precursora e inspiradora inicial de este proyecto, gracias a la sección de la Pluma Verde.

"Me quedo, queridos lectores, con las ganas de haberos conocido a cada uno de vosotros"

Es posible que algunas de mis confidencias futuras sorprendan para bien y para mal a algunos. Espero que mi amado padre lo entienda, y no se enfade. Porque gracias a la revelación de algunos de estos momentos íntimos, el lector podrá tener un mayor conocimiento de mí y de algunos momentos intensos que me ha tocado vivir. Lo hago por lo tanto, sin ninguna intención de ofender, ni de hacer daño a nadie.

Me iré, eso sí, con la tristeza de ver a mi padre solo. En cierto modo me siento culpable de haber conquistado como hija, musa, amiga y amante espiritual su preciado corazón, y de no haber dejado quizás el espacio necesario y suficiente para que una compañera entrase a formar parte de su vida, impidiendo de esta forma involuntaria, en reiteradas ocasiones con mis ladridos, semejante circunstancia. No es sin embargo este un asunto, un tema que me remuerda especialmente la conciencia, porque cuando recapitulo, y lo pienso detenidamente, llego a la conclusión, que ninguna mujer hubiera sido capaz de ofrecerle el inmenso amor, que le he dispensado durante tantos años, de una forma totalmente desinteresada. Ni que le hubiera apoyado como lo he hecho yo, en este apasionante proyecto.

Nunca se me pasó por la cabeza, que una perrita pequeña, y de color como yo, llegara a ocupar puestos de tan alta responsabilidad, como los que he desempeñado como jefa redactora, dirigiendo varias secciones cómo son La Pluma Verde, Nosotras, y Colaboración Ciudadana. Ni que llegara a ser conocida en diversos países del mundo. Y mucho menos que estas secciones fueran las más activas del blog, secciones que han colaborado, y espero que lo sigan haciendo en el futuro, con Unidades de reconocido prestigio, y a las cuales tengo un especial cariño, como son la Unidad de Medio Ambiente (UMA), o la Unidad de Parques y Jardines, gracias a las cuales, se han podido rescatar animales y plantas en situaciones muy críticas.

Al reconocer esta labor, no pretendo desmerecer en modo alguno la labor de mis compañeros. Nunca me he considerado más que ellos, por su condición de muñecos. Muñecos y seres a los que algunos les cuesta llenarlos de una vida interior, que ya de por sí tienen. Todos ellos, al igual que ellos, fueron rescatados de una vida muy difícil en la calle, y juntos hemos sabido formar un equipo diverso con una vocación incuestionable.

No me gustaría acabar, sin dirigirme a los míos. Estimados amigos perrunos: nunca desfallezcáis de vuestros intentos. Aunque la gente nos trate como seres analfabetos, que no sabemos leer, ni escribir, no os ofendáis por ello. No lo hacen de manera consciente. Un día los seres humanos despertarán, y comprenderán que antes incluso de ellos, nuestros antepasados ya escribían sus estados de ánimo, y sus reclamos, con el rabo en forma de pluma en el aire. Y de igual forma, entenderán que desde aquellos tiempos, éramos capaces de leer con nuestro olfato las obras literarias que nuestros autores dejaban en los jardines, por medio de la tinta biológica, con la que nos dotó la naturaleza.

Me quedo, queridos lectores, con las ganas de haberos conocido a cada uno de vosotros. Me hubiera gustado oleros a todos, haberos ofrecido mi pata a los hombres, y un par de lametones a vosotras, queridas lectoras. También me hubiera gustado acompañar a mi padre en un futuro acto o conferencia, pero las normas de la sociedad, todavía tienen que cambiar mucho al respecto, como ya lo están haciendo desde hace tiempo en otros países. Os dejo sin embargo esta carta, traducida al español, con la ayuda de mi padre, para que si algún día, leyendo alguna de mis secciones, os acordáis de mí, me sintáis, igual de cerca, que yo os he sentido estos años.

Gracias a todos por vuestro cariño, vuestro apoyo, y vuestro tiempo.

Firmado:

Kutxi Meléndez.
Jefa Redactora de La Pluma Verde


José Luis Meléndez. Madrid, 12 de diciembre del 2016

7 de diciembre de 2016

La mal pagá

La ciudadanía, ha vuelto a ser, una vez más, y como siempre, la mal pagá

Las carreteras, los caminos, e incluso las casas de los vecinos de las provincias de Cádiz y de Málaga, se han transformado esta semana en ríos embravecidos y enfurecidos por las intensas lluvias. La red de alcantarillado, se ha visto sobrepasada, y ha sido incapaz de absorber, los ciento noventa litros por metro cuadrado que han caído en la zona. Cártama, Estepona, Marbella, y Cádiz, ciudades que me acogieron durante la infancia, han sido las zonas más poblaciones más afectadas. Las imágenes hablan por sí solas: personas atrapadas por la corriente en el interior de sus casas, subidas en los techos de los coches, o animales, plantas y cosechas, inundados por el agua.

El agua ha devastado diversas localidades, pero también ha mojado los ojos de rabia, de impotencia y de vergüenza ajena, de muchos españoles. Muchas personas, pero sobretodo, muchos vecinos de las comarcas afectadas, se habrán formulado una y otra vez, mientras achicaban solos el agua de sus casas, la misma pregunta: ¿Cómo es posible que la AEMET (Agencia Estatal de Meteorología), adscrita a la Secretaría de Estado del Ministerio de Agricultura, Alimentación, y Medioambiente, no disponga de un protocolo de emergencias atmosféricas, coordinado con las distintas Comunidades autónomas del Estado?

Como consecuencia de la inexistencia de este dispositivo, los ciudadanos no han podido ser informados ni atendidos con medidas preventivas, ni equipos de ayuda en los momentos de la tragedia. Se sigue llegando mal y tarde a la mayoría de los incendios, y de las catástrofes naturales predecibles que padecen los ciudadanos. ¿Para qué pagan entonces los españoles unos servicios públicos, que en la mayoría de los casos, a la hora de la verdad, son incapaces de dar una respuesta preventiva y operativa, en el momento de los hechos?

La prueba que en esta ocasión, acredita la existencia de algún fallo en materia de información, previsión y coordinación, es que una vez caída la tromba de agua en estas localidades, si se pudo informar posteriormente del riesgo de lluvias (100 litros por metro cuadrado), a la provincia de Valencia, cosa que no se hizo con los vecinos de Cádiz ni de Málaga, con previsiones de 190 litros por metro cuadrado.

Los especuladores atmosféricos, a diferencia de los hombres del tiempo, son aquellos profesionales que se encargan de aguar el calendario a la audiencia, antes incluso de que este comience a andar; y suelen ser los primeros en mojarse al día siguiente, nada más salir a la calle, con el efecto contrario al de sus propias cábalas. Sus previsiones son en unas ocasiones infundadas, en otras mal interpretadas, cuando no precipitadas y espontáneas.

Los ciudadanos son los únicos que asumen las responsabilidades propias y ajenas de sus representantes

Pero los mapas, el argot, las imágenes, las isobaras, los vientos de poniente, las bajas y sobretodo las altas presiones, le dotan al presentador (y a la vez especulador atmosférico), de una seguridad y de un aplomo escénico capaz de ocasionar, días después de sus profecías, una importante subida de tensión a los televidentes, originada por el cabreo de sus fatales vaticinios. Una tranquilizadora y esperanzadora noticia para la humanidad, que viene a confirmar la creencia de que el tiempo, y nunca los especuladores atmosféricos (sic), ejerce una importante influencia sobre el carácter y el comportamiento humano.

Todo esto forma parte de la normalidad, si se tiene en cuenta que los españoles viven en un país en el que los distintos supervisores como las agencias de calificación, fueron incapaces de ver venir la crisis; el Banco de España no se dio cuenta del estado de las cuentas de las cajas de ahorro; los responsables de los partidos no se daban cuenta de las cajas B, ni de sus afiliados tóxicos; las esposas de los corruptos no sabían nada de las cuentas de sus maridos, y los políticos no se acordaban de cumplir las medidas electorales prometidas a sus electores.

Unos juegan con el dinero, otros lo hacen con el tiempo, y todos con la confianza de los ciudadanos. Los ciudadanos son los únicos que asumen las responsabilidades propias y ajenas de sus representantes. Son también los únicos que disponen del tiempo y de la capacidad suficiente, de tener conciencia de la realidad del día a día, y al parecer, los únicos dispuestos a pagar las fiestas amnésicas, de los representantes elegidos por ellos.

En vista de lo que antecede, no es raro que para algunos ciudadanos, la meteorología comience a ser considerada como una pseudociencia basada en la confianza que uno adquiere con el medio y el presentador elegido. Un auténtico dogma de fe, en el que el "varómetro", deja de convertirse en un instrumento medidor, y se transforma en un varón de tipo metrosexual, con cara de pocos amigos. Y tampoco es extraño, que otros confundan algunos días el acrónimo de la AEMET, con el de la AEMEP (Agencia Estatal de Meteduras de Pata).

Porque todos recuerdan alguna boda, algún fin de semana romántico, o alguna barbacoa gafada por algún especulador atmosférico. Los agricultores, los albañiles, los transportistas y los pilotos de aviación, son gremios que sin lugar a dudas tienen un mayor motivo para sentirse cabreados, a la hora de tocar este delicado tema. Un tema por cierto que no es un asunto exclusivamente nacional. El veintiséis de enero del dos mil quince, los meteorólogos de Estados Unidos, predijeron una nevada que iba a ser poco menos que la tormenta del siglo. Los ciudadanos americanos se surtieron de provisiones, y la nevada se desarrolló con completa normalidad.

El alarmismo y el pánico, también forma parte de los efectos secundarios de los especuladores atmosféricos. Es cierto que las predicciones fallan, y que aciertan casi el 95% de los casos, pero eso no implica que sean los ciudadanos, los que tengan que pagar siempre, unas veces con sus vidas, y otras económicamente, ese 5% de errores. Errores que por definición, nunca son cometidos por el tiempo. Conviene por tanto ser cautos y condescendientes con nuestros representantes; porque a pesar de sus fracasados intentos, también ponen todo de su parte, cuando los ciudadanos se equivocan y vuelven a votarles. En resumen, la ciudadanía, ha vuelto a ser, una vez más, y como siempre, la mal pagá.

José Luis Meléndez. Madrid, 6 de diciembre del 2016
Fuentes de las imagenes: Flickr.com

El guadalmedina ya desbordado a la altura del Pasillo de Santa Isabel(1), e inundación de la calle Mármoles, en el año 1907(2). Imágenes del Archivo fotográfico del Ayuntamiento de Málaga.

1 de diciembre de 2016

Amor sin dolor

El amor sin dolor no existe

Lo siento, pero desconfío de esas parejas que presumen que nunca discuten, están todo el día felices, y ni siquiera echan en falta al ser querido durante su ausencia. Diríase que son tan felices, que no necesitan siquiera ningún tipo de orgasmo conyugal, ni ajeno a la pareja, porque según ellos, viven en una continua (y sospechosa) felicidad. Y dudo de los principios de otros, que animan a sus amigos a dejar la relación, en una etapa de crisis, porque el amor, al parecer, solo está para pasarlo bien.

Son estas personas tan responsables en sus compromisos personales, que omiten los valores humanos encargados de cimentar la relación de pareja, como son la comprensión, la empatía, el cariño, la bondad, la constancia, y otros muchos. Con qué frivolidad, y con qué ligereza hablan algunos, y qué idealizado tienen el concepto del amor. Así no vamos a ninguna parte como sociedad. Creo que el amor sin dolor, no existe. Lo demás es otra cosa. Que cada uno le ponga el nombre que quiera. Están en el derecho de autoengañarse. Pero por favor, que no nos tomen a los demás por tontos.

José Luis Meléndez. Madrid, 1 de diciembre del 2016
Fuente de la imagen: flickr.com

Modales congresuales

Convendría revisar las normas internas que rigen la cámara, con objeto de que la normalidad imperante hasta ahora, siga siendo la tónica a seguir en los próximos años

Los políticos proponen medidas económicas, sociales, ejecutivas, legislativas, pero no elaboran medidas para aplicarse a sí mismos. La llegada de nuevas fuerzas políticas al Congreso, y de sus nuevas formas y modales, ha sorprendido a las señorías que hasta ahora ocupaban sus escaños, y a la ciudadanía. El cambio generacional y educacional se ha hecho más que patente, en el hemiciclo. Los tonos altisonantes, la sobre actuación, y las muestras íntimas de cariño, son un claro ejemplo de ello.

En vista de lo que antecede, convendría plantearse si sería conveniente actualizar y revisar las normas internas que rigen la cámara, con objeto de que la normalidad imperante hasta ahora, siga siendo la tónica a seguir en los próximos años. El Congreso de los Diputados, es el templo de la democracia. La máxima representación de la soberanía nacional. La Cámara, no debiera por lo tanto convertirse en un teatro, en la antesala de un club de la comedia, ni sus despachos en una agencia de contactos, como algunas fuerzas desafortunadamente han llegado a proponer. De igual forma alguna de las nuevas fuerzas, debiera, por respeto a los ciudadanos, saber diferenciar el tono parlamentario y constructivo que desean todos los españoles, del tono mitinero y de puños fuera, más propio de Mazinger Zeta.

Las normas sociales de conducta o de convivencia, llevan implícitas valores morales como la comprensión, la empatía, y la tolerancia. Un sentido del humor desmedido o excesivamente irónico, y un tono excesivamente agresivo, pueden dañar la sensibilidad de muchos ciudadanos que esperan de sus políticos un ejemplo a seguir. Los españoles echan en falta más contenidos en los debates políticos y menos poses. Destacados líderes de la izquierda, han demostrado que no hace falta vestirse como un leñador, para ser más progresista. Ni gritar como una grulla para enfatizar más el mensaje.

Los ciudadanos han dado durante estos cuatro años, un ejemplo encomiable de resignación, y de acatamiento a las normas establecidas. Es más, han visto endurecidas sus normas de convivencia por parte de la clase política, por medio de leyes como La Ley Mordaza, y se han apretado el cinturón con la reforma laboral. ¿Por qué no tienen los ciudadanos el derecho de exigir a sus ciudadanos que como mínimo guarden sus formas, igual que ellos lo han hecho durante estos años?
Va a cumplirse un año sin gobierno. La desafección de la clase política, ha aumentado en los ciudadanos. La falta de voluntad de sus líderes para llegar a acuerdos, los mensajes lanzados a la sociedad, en lugar de reunirse en despachos, han terminado por cansar a los ciudadanos.

La clase política tiene un reto muy importante, y es el de volver a conectar y a recuperar la confianza de todos los ciudadanos. Los espectáculos que han dado algunas fuerzas, en los últimos días en la celebración de sus comités federales, puede ser una de las últimas gotas que hagan rebosar el vaso de la paciencia de los españoles. Algunos medios de comunicación, han contribuido a ésta desafección por medio de la filtración de los contenidos de las reuniones secretas, actuando a la vez de una forma deshonesta con la intimidad propia de estos encuentros. Muchos periodistas, han convertido este material en carnaza, y se han cebado en los platós de televisión, retratándose ante la audiencia. Este sí que ha sido el verdadero espectáculo, ver a los periodistas de la crónica parlamentaria, hacer prensa del corazón.

Por todo ello, a continuación se proponen una serie de medidas y de reflexiones, algunas en un tono jocoso, con la intención de desdramatizar la grave situación que atraviesa España. Con ellas se pretende que la clase política reflexione, y que se acerque a la realidad social de su país, y podamos entre todos, ciudadanos y políticos, recuperar la confianza que perdimos hace años.

Código ético

Pero sin duda, el aspecto más importante, a la hora de plantearse esta revisión o actualización de las normas de la cámara, serían las relacionadas con el ámbito de lo moral. La incorporación de un código ético, fomentaría unas intervenciones y unas mejores relaciones entre los distintos miembros y grupos parlamentarios. El debate ganaría en profundidad, y los políticos estarían mejor valorados por los ciudadanos. Todos saldríamos ganando.

Se propone como medida, que las señorías que hayan sido vistas vestidas con traje y smoking fuera del hemiciclo, y no acudan a él, con la solemnidad habitual, sean instruidos acerca de los valores que representa el Congreso de os Diputados. Se recomienda que se establezca un sistema de becas, para que las señorías en riesgo de exclusión, que no puedan adquirir un traje, para sus funciones habituales de representación, puedan adquirir un traje o una chaqueta en condiciones.

Se recomienda de igual manera, que no se mencione a los ausentes de forma despectiva. Que no se utilice el tono de la voz como un instrumento amenazante. Que sus señorías aprovechen los espacios privados, para demostrarse sus muestras de cariño, y no lo hagan en el centro del hemiciclo, en plena retransmisión televisiva. Se propone de igual forma, que las llamadas realizadas dentro del hemiciclo, a miembros de otras fuerzas políticas, por muy afines que estas sean, sean consideradas como un acto de transfuguismo.

Se propone de igual forma, que se establezca un plazo a convenir entre las distintas fuerzas, para que las señorías que no hagan uso de sus carteras ministeriales, las devuelvan en un plazo razonable. Se propone la creación de rutas desde El Congreso por los distintos barrios, para que sus señorías tomen contacto con los ciudadanos, y con la realidad de su país. Se somete a proposición un número de horas de calle para cada diputado, para de esta forma distinguir su reputación dentro de la cámara.

Se propone que al inicio de cada sesión, sus señorías guarden un minuto de silencio, en memoria de los españoles que peor lo están pasando, hasta que se termine la crisis. Se propone que sus señorías den ejemplo, y devuelvan parte de los honorarios percibidos durante este año, de la misma forma que los ciudadanos han visto reducir sus prestaciones sociales, y sus derechos laborales.

Reformas en el edificio

Con objeto de evitar gastos a los ciudadanos, antes de proceder a la reforma del edificio, se rogaría a los señores diputados de la nueva política que se abstengan de lanzar puñetazos al cielo. De esta forma se evitaría el reforzamiento, y el apuntalamiento de la bóveda del hemiciclo. Se sugiere, que en la medida de lo posible, sus señorías eviten recurrir a las descalificaciones personales. De esta forma, los ciudadanos se evitarían el desembolso presupuestario para la construcción del insultadero.

Se propone igualmente, que si a sus señorías les asalta el sueño, por respeto a todos, salgan a tomar un café, y a mojarse la cara. De esta forma nos evitaríamos la sala del sueño. Que se establezca un medidor del sonido, para que cuando un parlamentario, en el uso de la palabra grite más de lo normal, el micrófono quede en modo silencio, hasta que recupere el tono normal de la Cámara.

Se propone para la consideración de todos los grupos, que el tablón luminoso que realiza el recuento de votos, pase a denominarse votómetro. Se propone la instalación de un suelo antideslizante, para que sus señorías no escurran el bulto, y puedan agarrarse y centrarse con mayor facilidad, a las preguntas formuladas. Se propone el acondicionamiento de una sala, para que los ciudadanos que lo deseen puedan ver por circuito cerrado los plenos que se lleven a cabo en la cámara. Se propone que se habilite en el Congreso una estatua que simbolice al ciudadano, para que sus señorías, tomen conciencia en el lugar en el que están, y aquello que representan.

Proposiciones de ley

Con objeto de evitar lesiones y ausencias, se propone la impartición de cursos de salud laboral, relativos a formas posturales, así como de control del sueño. Se propone de igual manera que sus señorías establezcan un horario semanal, para que puedan recibir a los distintos representantes de los ciudadanos.

Con objeto de fomentar el espíritu de equipo, se propone la creación de un grupo coral, por medio de la cual sus señorías puedan educar y entrenar sus voces, y deleiten a la ciudadanía con su ejemplo de unidad. Con objeto de facilitar el tránsito habitual de personas dentro de la cámara, se propone el establecimiento de una ruta de senderistas, para que los mochileros puedan asaltar sus asientos.

Se propone que si sus señorías hacen uso del transporte público, y renuncian al coche oficial, contribuyan con su sueldo al pago del servicio de escolta, si este sobrepasa los gastos del desplazamiento en coche oficial. Se propone que se establezca un control de asistencia, y que las faltas sin justificación, sean objeto de sanción.

Se propone la incorporación de medidas disciplinarias y deportivas, como puede ser la aplicación de la tarjeta amarilla, en lugar de las llamadas al orden. Se proponen de igual forma, medidas testadas y con resultado eficaz como es el carnet por puntos. Se propone que la cámara someta a votación la prohibición del uso de juegos y de móviles, de manera especial en los debates retransmitidos por televisión.

José Luis Meléndez. Madrid, 15 de agosto del 2016
Fuente de la imagen 2: flickr.com